1258

{ARTÍCULOS DE OPINIÓN}

Sombras y luces

Y entonces, cuando había asumido las sombras, llegaste tú. Llegaste iluminando los días como quien a su paso va encendiendo sigilosa una estela de velas, con aroma a jazmín fresco y amapolas. Qué iluso fui al pensar que con el brillo de mis ojos iba a salvarte de las olas más salvajes, cuando era yo el que a la deriva se ahogaba buscando un faro de luz. Desmontaste armaduras, rompiste máscaras, cosiste heridas, cerraste grietas. ¿Sabes? Aún pidiéndote que no henebraras la aguja ahí donde más me dolía lo hiciste con tanta dulzura que a cada suspiro que daba olvidaba el dolor. Y sí, viniste con las dudas lógicas de algo que no iba a serlo, con un acento a base de mar, y de risa y de calma, y un abrazo capaz de matar inviernos. Y también infiernos. Hoy sigo el camino que deja tu olor en las sábanas, que invaden mi mente, que arropan mi alma. Hoy miro adelante con ganas. Que al mundo le sobran palabras falsas, y le faltan personas como tú. Y el mundo puede decir muchas cosas, pero yo hoy te digo, que todo es más fácil si dos se dejan. Que todo es más fácil contigo y conmigo. /Raquel Villar



Autor: Raquel Villar

Suscripción a la Newsletter Enviar